29 de noviembre de 2009

Anotaciones de un Diario Chirri, Pt. I

Querido diario,En mi entierro habrá lista de invitados. Quien no esté incluído no podrá entrar a tan magnífico evento. En la entrada se pondra un sellito en la mano para que reciba una copa de vino. Cada dos horas habrá una nueva ronda.
En vez de coronas de flores (si no tuve vivo, menos muerto) a cada invitado se le pedirá llevar una flor de un color determinado. Rojas las viejas amantes, blancas las amigas y amigos que acompañaron, amarillas la familia. En vez de rezar, que se lea mi poesía favorita.
Que me entierren pero no con tierra. Que sean aplausos y algarabía. Yo quiero que me quemen. Que al final mis cenizas las mezclen con un perico (del más puro) y se lo huelan mis amigos más íntimos.

2 comentarios:

  1. Desde lejos y así "hablemos siempre luego" me voy a acordar de esto...
    Siempre.
    Y ahí si le voy a caer mal a tu papá.
    Y puede que me aborrezcas ( y es que últimamente no soy digna de nada) Pero ni muerto vas a evitar que vaya a tu entierro.

    ResponderEliminar
  2. Sólo llevaré una flor violeta en el cabello.

    ResponderEliminar

Ven por La Ventana